fbpx
Conecta con nosotros

Suroeste Antioqueño

Tres niños murieron por un alud de tierra en Andes, Antioquia

Murieron dos niñas y un niño. Dos más están en el hospital local fuera de peligro, y 17 salieron ilesos. Además, las autoridades confirmaron que la contingencia sucedió tras un represamiento de aguas en la parte alta de la escuela El Porvenir.

Concluyeron las labores de búsqueda en la vereda El Porvenir, del municipio de Andes, donde este jueves un derrumbe sepultó la escuela La Lejía. En total, tres niños fallecieron y, por ahora, dos más se encuentran hospitalizados, pero fuera de peligro.

El hecho se presentó en la mañana de este jueves 14 de julio en el corregimiento Tapartó del municipio de Andes, en el suroeste de Antioquia. Las fuertes lluvias de los últimos días provocaron la emergencia que puso en riesgo a 22 estudiantes de la escuela rural El Porvenir.

“Diecisiete estudiantes, una profesora y una madre salieron con vida de la escuela rural El Porvenir, pero damos una noticia muy triste y es que 3 niños perdieron la vida en este hecho”, dijo el Gobernador (e) de Antioquia, Juan Pablo López Cortés.

“Tristeza profunda por el fallecimiento de Ana Sofía, Andrea y Alexander en el deslizamiento que cayó sobre la escuela de Tapartó, Andes. Fortaleza para sus familias y comunidad educativa. En medio de la tragedia, agradecer la inmensa solidaridad de nuestra gente” agregó el Gobernador (e) de Antioquia.

Las víctimas fueron dos niñas, de 6 y 5 años, quienes cursaban transición, y un niño de 6 años que hacía parte del grado primero de ese colegio que quedó en ruinas luego del deslizamiento de parte de la montaña.

PUBLICIDAD

La profesora Eliana Rincones, encargada de la institución, contó que en el lugar estudiaban 25 alumnos, y ella era la única profesora encargada de dictar clase, como en muchas escuelas rurales en el país. Sin embargo, hoy, 14 de julio, asistieron a clase 22 niños.

“Todos estábamos en el receso cuando de repente escuchamos algo muy fuerte y en cuestión de segundos vimos lo que pasaba y todos corrimos. No sabíamos ni por dónde correr, lo único que pudimos hacer fue escapar ante el derrumbe”, contó la profesora Rincones.

Respecto a los tres niños fallecidos, Carlos Alberto Arroyave, gerente del Hospital San Rafael detalló que los niños “llegaron sin signos vitales: a dos se les hicieron procesos de reanimación, pero no fue posible por un estado de deterioro mayor. La última niña también llegó sin signos vitales”.

PUBLICIDAD